lunes, 29 de marzo de 2010

DIEZ TIPOS DE VENENOS DE MASCOTAS


La Asociación americana para la prevención de la crueldad contra los animales (ASCPA) publicó el mes pasado su reporte anual 2009 sobre los 10 venenos más comunes que afectaron a mascotas en todo el país, de acuerdo con las llamadas recibidas a su Animal Poison Control Center en Urbana, Illinois. El año pasado el centro recibió más de 140,000 llamadas de dueños preocupados cuyas mascotas fueron afectadas por alguno de los siguientes tipos de venenos:
1- Medicinas para personas: Por muchos años los medicamentos recetados para personas han ocupado el primer lugar en la lista del Centro de Control de Venenos que el año pasado manejó 45,816 llamadas que incluyeron medicamentos que se compran sin receta (Tylenol, Advil, Aspirina, etc). y suplementos vitamínicos. Maneje los frascos con cuidado para que no se le caiga una píldora al suelo; ciérrelos y guárdelos bien.
2-Insecticidas: La mayoría de las personas optan por eliminar la presencia de cualquier insecto con sustancias químicas que pueden ser dañinas --y a veces letales-- a las mascotas, incluyendo aves. En el 2009 los toxicólogos del Centro manejaron 29,020 llamadas relacionadas con insecticidas, la mayoría sobre productos para pulgas y garrapatas que se aplicaron incorrectamente. Lea bien las etiquetas y las advertencias y adhiérase a las instrucciones. No coloque en su gato un collar para perros, y viceversa.
3- Alimentos humanos: Unos 17,450 casos se reportaron al centro de la ASPCA en los que no sólo gatos y perros sino otras mascotas ingirieron alimento humano que resultó dañino para ellas. Los más peligrosos: uvas y pasas, aguacate, chocolate y carne cruda, que puede contener salmonela y E.coli.
4- Plantas peligrosas: Las más comunes son la azalea, el rododendro, los lirios, y las poinsetias o plantas pascuales. Los lirios son extremadamente tóxicos para los gatos.
5- Medicamentos de veterinarios: Aunque están hechos para mascotas, las 7,680 llamadas se debieron al uso o aplicación incorrecta de medicamentos contra parásitos intestinales; drogas antiinflamatorias; preventivos del parásito del corazón (heartworm); vacunas y antibióticos. Lea y siga las instrucciones.
6- Venenos contra roedores: Lamentablemente, miles de mascotas se envenenan por ingerir químicos dirigidos a las ratas y los ratones. Coloque las trampas fuera del alcance de su mascota.
7- Limpiadores y desinfectantes caseros: Muchas llamadas se refirieron a gatos que caminaron sobre un piso recientemente limpiado con un químico peligroso y luego se lamieron las patas.
8- Partículas de metal: Las mascotas se envenenaron por ingerir trocitos de pintura y linóleo que contenían plomo, zinc o mercurio.
9. Fertilizantes y productos químicos para el jardín. ¡Cuidado!
10. Otros químicos peligrosos para limpiar piscinas, destupir tuberías, etc.
Lo mejor que usted puede hacer para evitar una situación de crisis es mantener los venenos potenciales lejos del alcance de sus mascotas. Esté atento a señales de envenenamiento y lleve su mascota inmediatamente alveterinario.
Tomado del Nuevo Herald
Publicar un comentario